Aremehisa inicia la tercera fase de exhumaciones de fusilados

marzo 11, 2012

Lo hará con personal voluntario y con los recursos de la propia asociación. Aún quedan por desenterrar las de caridad situadasen la zona este
JOSÉ SIERRA 11/03/2012 Diario CÓRDOBA

Ya ha comenzado la tercera fase de las exhumaciones que la asociación de memoria histórica Aremehisa está desarrollando en el cementerio de Aguilar de la Frontera. En esta ocasión solo se plantean extraer los cuerpos de las dos fosas existentes en la zona suroeste del cementerio, las únicas de las que existe alguna constancia documental en el libro de enterramientos, aunque denominados como “desconocidos”. Se trata de represaliados que no fueron ejecutados en el propio cementerio, como los exhumados hasta ahora, sino que murieron en el pueblo durante los primeros días del alzamiento (julio de 1936) tras un tiroteo con la Guardia Civil. Una de las fosas es de propiedad municipal y la otra se encuentra en la misma situación que la intervenida en la pasada campaña: sobre los cuerpos de los represaliados se ha construido un panteón familiar en el terreno puesto a la venta por el Ayuntamiento en 1998. Mientras se interviene en la primera fosa se están recabando el permiso municipal y el de los propietarios del panteón que, tras ser informados, no han mostrado ningún impedimento. Esta circunstancia obliga a realizar una permuta administrativa de la propiedad y a trasladar las personas ya inhumadas en el panteón.

Salvo sorpresa, solo se espera encontrar un cuerpo en la primera de las fosas y entre cinco y seis en la segunda, salvo que se utilizara, como ha ocurrido ya en otras ocasiones, para ocultar los cuerpos de otros represaliados. Durante esta campaña solo se trabajará durante los fines de semana debido a la situación laboral de los técnicos. Los trabajos de exhumación serán desarrollados por voluntarios y con los recursos propios de la asociación, tal como ocurrió con la campaña del 2011.

Ya han sido identificados la mitad de los 66 cuerpos sacados hasta el momento

11/03/2012

Con el cuerpo extraído ayer son ya 66 los exhumados por Aremehisa en este cementerio de Aguilar. A 65 de ellos ya se les han practicado las pruebas de ADN, al igual que a unos 80 familiares, para poder cruzar los datos, por lo que puede afirmarse que es éste el mayor proyecto de identificación genética que, hasta ahora, se ha desarrollado en Andalucía. Según Rafael Espino, presidente de Aremehisa, “el objetivo final no es la exhumación, sino la identificación de los restos y su entrega a los familiares”. Según señala, el proceso de identificación está ya en su fase final, habiendo tenido un resultado positivo en el 50% de los casos. En los últimos días se han identificado los cuerpos de Fernando Valle Luque y su mujer, María Antonia Jiménez Alcaide, embarazada de cinco meses, naturales de Fernán Núñez, muertos el 16 de agosto de 1936.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: